jueves, 10 de septiembre de 2009

Molestias que nos acompañan…El poder de dejar pasar.

Muchas molestias a mi alrededor, llegan sin avisar; sin ser invitadas, y atropellando mi paz y mi armonía. Se hacen latentes y pesadas; indeseables y hasta ridículas. Y las dejo pasar.

El poder de dejar pasar me acompaña, es mi arma contra ellas es mi filo que he de usar; en una cortante decisión que les molesta, que las ignoran dentro de su propia ignorancia innata. Pobres ignorantes.

Y estoy calmado y sonriendo, dentro de muchas cosas que llegan existen las que se van. Cada una con su hora y su final. Y las dejo pasar.

Irracionales e insensatos, se presentan ante mi; y solo causan risa. Yo por mi parte me supero y y produzco el silencio que te atormenta. No tienes cara para mirarme; no tienes fuerzas para vencerme. Tu día llegará.

Confío en mi poder de dejar pasar.

No hay comentarios.: