lunes, 11 de junio de 2012

Vives y existes. Sobre los caminos.

Vives y existes, caminando y apreciando lo bonito del destino. Fulminante y pasivo pero seguro; completamente seguro. Emigrando y disolviendo cada gota que nos da, reciproco en sus diferencias; exacto en sus decisiones. Transpirando y respirando, dentro del movimiento de su propio ritmo armonioso.

Vives y existes, contemplando desde una burbuja lo que te rodea y te carcome; te resbala y te propones. Imitando luces que se apagan en su propia lucidez. No lo hagas, no así, no ahora y nunca mas.

Vives y existes, cayendo en lo profundo de tu propia alma desnuda, con colores y traslucida. La tocas y te conmueve, la notas y te revive. Voltea y mira hacia atrás… No queda nada.

Vives y existes, apoyado en lo divino y en tu mundo personal. Con caminos recorridos, traspiés infundidos; sonrisas marcadas, vivencias y existencias que te esperan para volver a empezar.

Así vives; así existes.

No hay comentarios.: